viernes, octubre 17, 2008

Llámame Gertrudis, Doña Gertrudis Señorita Pelona



Quién soy yo para prohibir a nadie la entrada... sus hijos ya estaban frente al féretro envolviéndola en un círculo de llantos y desesperación... porque no hay esperanza en ese momento. La gente se acercaba a besarla... me preguntaba a mi misma si los animales besan a sus muertos, yo también lo hice y acaricie su helado rostro.

Después la iglesia, repleta... pasamos a los bancos de delante y otra vez me vi bloqueando la entrada a los que yo entendía por afán de protagonismo no nos dejaban estar juntos. Ira en un lugar sagrado y me dijeron no, tu pasa más delante y allí me colocaron junto con mi hermano y mi cuasi hermana, en primera fila... las bienaventuranzas y luego cubrirla con flores y cemento.

Ya estaba, ya no volveré a oír su voz guasona cuando me decía hola señoriiita (sí, alargando la i) has venido a verme Doña Gertrudis, a ver si te quitas los pelos de la cara so pelona, que no se te ven los ojos. Y yo le respondía, tía más aún... si tengo cuatro.

Me mesaba los cabellos haciéndome una coleta imaginaria, ¿ves así qué hermosa estás?? porque en mi pueblo no estás guapa, estás hermosa, (como las vacas). Y siempre tenía una cocacola para mí, que yo me tomaba incluso cuando no me apetecía, siempre siempre me invitaba a comer cuando iba a su casa y yo rehusaba la mayoría, lo daba todo sin alardes, era feliz haciéndolo.

Mea culpa, por no haberle sabido expresar todo el cariño que le tenía. Mea culpa, por no ser consciente de lo que la quería y no habérselo hecho saber, quizás le habría dado algo más de calor contra el frío que la iba inundando, contra la desgana y las ganas de irse... cómo decía su hija. Soy culpable de estar encerrada en mí misma y mis tontunas y no darme cuenta de que mi propia familia era quien más me necesitaba, pero yo no percibía esa necesidad o no la vi. Y aunque la he defendido a capa y espada, incluso delante de lazos más cercanos que ella, creo que eso no sirvió para ver mi cariño, sino al contrario, se fijó más en las desavenencias con los otros. Cada dato nuevo que recibo es un dolor en mi alma, una oportunidad perdida para haberla ayudado. Mea culpa por no preocuparme. Hoy he hablado con mi padre... me dice que me refresque, que no me torture pensando en lo que ya no tiene remedio y tiene razón.

Mi relación con mi padre es muy especial, o bueno, a mí me lo parece, supongo que le quiero tanto que más que por la realidad, deseo que sea así. Me comentaba hace un momento que mi tía se había ido deteriorando mucho este año, que no sólo no se cuidaba, sino que se debilitó por una mala alimentación... unas dietas de esas absurdas... más puñales en mi espalda, se supone que soy la especialista de mi familia en esos menesteres....Se me parte el corazón sólo de pensarlo, aunque tal vez ella ni lo sabía... nadie en mi familia entiende muy bien mi carrera, esa que no ejerzo.

Hablando con mi padre le comentaba que no entendía su deseo de no vivir, la importancia que tiene para sus hijos y para sus nietos, cómo no podía verlo...y le he preguntado a él si él lo sentía, la que tiene para nosotros...y me ha dicho que sí, es más, le he dicho que él es vital, para mí, para mi hermano, para sus hermanos... que comparada con él yo no pinto nada en la familia y es cierto... me causa admiración ver lo necesario que es mi padre entre los nuestros.

Mientras escribo esto he hablado con su hija, mi prima, me ha dicho que agradeció mucho mi presencia en el duelo, que se sintió muy acompañada, hemos llorado al teléfono y no es masoquismo, es compartir... aunque sea algo tan triste como el dolor. Creo que mí tía me ha mandado un mensaje claro, por ella ya no puedo hacer nada, ya no está entre nosotros... pero sí por su hija, y este pensamiento y las palabras de mi prima me han ayudado mucho... que ya estaba yo por irme a las misiones.

Hasta siempre querida. Nunca pude, ni pudiste sospechar, cuanto te quería. Cuanto te voy a echar de menos y hasta que punto, y precisamente ahora, vas a ser ejemplo. Te quiero, te quiero mucho.

Etiquetas:

8 comentarios:

Blogger Ishtar ha dicho...

Por eso mismo me gusta decirle todas la cosas bonitas que se me pasan por la cabeza a la gente q quiero, para no arrepentirme nunca de no haberselas dicho, par que sepan lo q me importan y q si me necesitan estare ahí.
Mi madre es del tipo de mujer como tu tia ,es un pilar q une la familia y una persona q la quieren todos los q la conocen, por eso siempre q puedo se lo demuestro aunq sea con el detalle mas tonto q te puedas imaginar.
Lo siento mucho y espero q después de un tiempo lo llebes mejor, yo se muy bien lo q es pasar por estas cosas.
Un fuerte abrazo y un besazo guapisima.

sábado, octubre 18, 2008 2:43:00 p. m.  
Blogger Dalia Cervantes ha dicho...

Paso un momento por tu lindo espacio para dejarte mi más sincero saludo, agradecer tu interés en lo que me pase, y claro, contarte que estoy de maravilla con mi hija.

Como era de imaginarse, casi no tengo tiempo, pues ella me lo absorve todo. Seguiré pasando por aqui, espero estés bien, muy bien.

Seguimos en contacto, desde México: Dalia Cervantes

sábado, octubre 18, 2008 7:16:00 p. m.  
Blogger Credendo Vides ha dicho...

Yo creo q sí q llegó a saber cuanto la querías.
A veces, sin decirlo, expresamos más con los gestos y los ojos.
Y tú deja de torturarte, hiciste cuanto pudiste. Tampoco ella os informó de todas las cosas q hacía...
Y ahora, a seguir adelante eh?
Saludos desde el Inframundo.

sábado, octubre 18, 2008 8:34:00 p. m.  
Blogger LOOLA ha dicho...

Ya me he leído el post por fascículos, ay, ay... Si te vas a parecer a tu tía yo te empezaré a llamar tieta Gertrudis II (el regreso)... Así a lo peliculero jeje.

Y como dice mi credendo, ahora a seguir adelante.

Besos brujos·

lunes, octubre 20, 2008 12:00:00 a. m.  
Blogger oscar ha dicho...

Me emociona, ver tus sentimientos. besos, sobre todo el que tienes para con tu padre

lunes, noviembre 10, 2008 12:13:00 p. m.  
Blogger Dalia Cervantes ha dicho...

Hola Ana, creo que no soy la única desaparecida... qué ha pasado contigo ?

espero saberlo pronto, no quiero preocuparme. Quiero platicarte que he vuelto a escribir y como siempre sería un placer verte por ahí en mi blog:

www.mividaapartirdeti.blogspot.com

Lo llamé así por mi bebe y me he cambiado de nombre en ese blog (sé que no es nuevo esto, lo sé). Espero recibirte y saber de ti.

Por tus visitas, muchas gracias.

domingo, noviembre 16, 2008 10:42:00 p. m.  
Blogger Dalia Cervantes ha dicho...

Hola Ana, creo que no soy la única desaparecida... qué ha pasado contigo ?

espero saberlo pronto, no quiero preocuparme. Quiero platicarte que he vuelto a escribir y como siempre sería un placer verte por ahí en mi blog:

www.mividaapartirdeti.blogspot.com

Lo llamé así por mi bebe y me he cambiado de nombre en ese blog (sé que no es nuevo esto, lo sé). Espero recibirte y saber de ti.

Por tus visitas, muchas gracias.

domingo, noviembre 16, 2008 10:42:00 p. m.  
Blogger d.C. OtherSite ha dicho...

GRACIAS POR TU VISITA, POR QUE PESE A LO QUE ESTÁS PASANDO LO HICISTE... GRACIAS ANA

SOY DALIA CERVANTES Y CON ESTE NOMBRE HE VUELTO, ASÍ ME LLAMABA INICIALMENTE EN EL MUNDO DE LOS BLOGS, ASÍ QUE ASÍ ESCRIBIRÉ DE NUEVO COMO LO HE HECHO YA...

UN ABRAZO ENORMEEE, ESPERO ESTÉS MEJOR, RELAJADA, TRANQUILA.

viernes, noviembre 21, 2008 11:40:00 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal